samaritan

English

 Tropiezas con la misma piedra como dice la canción y tienes heridas que no terminan de cicatrizar porque sales de una para entrar a otra.  Pues quiero decirte que no estás sola.  Y aun en la biblia encontramos la vida de una mujer que vivió nuestra experiencia.

En el caso de esta mujer, podríamos concluir que no lograba sostener una buena relación.  Fracaso tras fracaso amoroso la seguía  y al final de tanta desilusión la llevo aceptar una relación de amante. Se conformó con menos en la vida y se dio por vencida.

Pero sabes algo  maravilloso le ocurrió a  esta mujer. DIOS le dio un buen amor y  cambio radicalmente su vida. ¿Quieres saber cómo lo hizo?

Hay 4 cosas maravillosas que le sucedieron a esta mujer. Yo te resumiré su historia pero te aconsejo que la leas tú también y se encuentra en Juan 4.

  1. JESUS va en busca de esta mujer conocida como la mujer samaritana. Él se desvía del camino que usualmente transitaba entre los lugares judíos y fue hasta la ciudad de Samaria. Él se dirigió hasta el lugar donde ella se encontraba sacando agua de un pozo. Es importante recalcar que los judíos y los samaritanos no se relacionaban y mucho menos un judío le hablaría a una mujer samaritana. Pero el amor de Jesús va  más allá de todo lo que imponga el hombre. La busca en contra del que dirán. La ama y no le importa nada más.
  2. JESUS sabe muy bien que ella tiene sed de una vida de amor y felicidad, que ha sufrido mucho y no ha podido llenar su vacío en su alma con nada ni nadie. El entonces le ofrece un agua de donde brotan ríos de agua viva. En otras palabras una vida plena y eterna, una vida llena en donde no tiene que buscar más en nadie su felicidad. Los ríos de agua viva es SU ESPIRITU! Jesús le ofrece nada más ni nada menos que su Espíritu para que llene su vacío. Ese vacío que ni 5 maridos y un amante habían podido llenar. EL ofrece su Espíritu para que esta mujer samaritana viva en victoria y no en derrota.
  3. Jesús conoce bien lo que esta mujer hizo en el pasado y sin ella contar sus fracasos, Jesús la confronta y le revela que él sabe lo de los 5 maridos y el amante. Y lo hace porque quiere que ella sepa que el la acepta sin importar su pasado.  A pesar de un pasado que daría mucho de qué hablar, él no ve sus errores sino que le ofrece una vida abundante y eterna, no basada en religión sino basada en una relación espiritual sincera.
  4. Pero lo más precioso de esta historia es el final. Él le revela su secreto por amor. Mira lo que dice Mateo 16:20sobre su secreto. ”Entonces mando a sus discípulos que a nadie dijesen que él  era Jesús el Cristo.”  Él había venido a cumplir una condena para salvarnos. Él tenía que ir a la cruz y por ende no le revela a muchos quien era él. Lo mantenía en secreto para que se cumpliera su propósito, ya que muchos querían volverlo rey por los milagros que hacía.

Pero a esta mujer que no era ni judía y que además tenía un pasado negro, JESUS hace lo increíble por ella. EL hace una excepción y le revela su secreto, su identidad.

Juan 4: 25-26   “Le dijo la mujer: Sé que ha de venir el Mesías, llamado el Cristo; cuando el venga nos revelara todas las cosas. Jesús le dijo: Yo soy el que habla contigo.”

¿Y sabes porque le revelo su identidad?  Lo hace por puro amor. Él sabe que ella necesitaba una esperanza para seguir viviendo, un milagro que transformara su ser.  La revelación de quien es EL, es PODER, VIDA y VICTORIA.

Él es el ALFA y la OMEGA, el PRINCIPIO y el FIN. El que DIVIDIO el mar rojo, el que camino sobre el agua, el que sana al ciego, el que sana al paralitico, el hacedor de prodigios, el Creador de todo lo que existe, el Salvador del UNIVERSO. El Gran YO SOY se revelo a esta imperfecta mujer que cometía los mismos errores una y otra vez.

Y hoy te digo amiga a ti, que Él te dice a ti 4 cosas:

  1. Este mismo Salvador que fue en busca de esta mujer, te busca a ti hoy.  Él te anhela a ti de tal forma que dio hasta la vida por ti.
  2. Este mismo Padre de amor que no la juzgo por su pasado sino que la acepto tal cual, no te juzga a ti tampoco, sino que te perdona y te ofrece su paz.
  3. Este mismo Dios que le ofreció agua viva, o sea  su Espíritu de poder para que pudiera ella tener una vida plena y llena de gozo, te dice a ti también toma de mi agua y bebe para que no vuelvas a tener sed. ¡Vive la vida de victoria que tengo para ti!
  4. Y ese mismo Redentor que revelo su identidad a esta mujer herida  para darle el amor verdadero y el sentido de la vida que ella  buscaba, EL se revela a ti también y te dice:

¡Yo soy tu Mesías! El que lo dio todo por ti, su sangre, su vida, su último suspiro por ti. Te ofrezco mi amor, un buen amor, el eterno.

 

 

Anuncios